El régimen de Ahmadinejad respaldó la represión que lidera Al Assad

Irán mostró hoy martes abiertamente por primera vez desde el inicio del conflicto en Siria su apoyo al régimen de Bashar Al Assad: el ministro de Exteriores iraní, Ali Akbar Salehi, manifestó su esperanza en que el sirio continúe en el poder pese a los disturbios en el país.

“Esperamos que los Estados árabes hagan todo lo necesario para llevar esto a buen fin (…) Cualquier vacío de poder en Siria tendría consecuencias imprevisibles”, agregó.

Es la primera vez desde el inicio de las protestas en Siria que Teherán expresa tan abiertamente su apoyo al dictador, presionado internacionalmente.

Siria e Irán son aliados estrechos . El jefe del régimen iraní, Mahmoud Ahmadinejad, había propuesto ya en una reunión de crisis en Teherán en septiembre el debate sobre la ayuda al régimen de Al Assad.

Pero desde entonces, Irán había llamado a la negociación entre el Gobierno y la oposición sobre posibles reformas.

Más de 3.000 personas, entre ellas, 187 niños, murieron en Siria desde el inicio de la represión de las protestas contra el Gobierno a mediados de marzo, según cifras de la ONU. La oposición siria habla ya de cerca de 4.000 muertos.

Cinco personas murieron el lunes a manos de las fuerzas de seguridad, informó el Observatorio Sirio para los Derechos Humanos basado en Londres.

Mientras tanto, la cúpula siria aseguró hoy que no cederá a las exigencias de la Liga Árabe del fin de las intervenciones militares contra los manifestantes, sino que se centrará en intensivar las conversaciones con los Estados árabes.

El diario Al Watan, cercano al régimen, aseguraba que Damasco trasmitirá propuestas a los ministros de Exteriores árabes que se reunirán el miércoles en El Cairo en una sesión especial sobre Siria.

Un encuentro entre el ministro sirio de Exteriores, Walid al Muallim, y un grupo de ministros del ramo árabes encabezado por el qatarí Scheij Hamad bin Yasim al Thani terminó en la noche del lunes sin resultado.

Los ministros habían exigido a Siria que retirara el Ejército de los feudos de las protestas, liberara a los supuestos opositores detenidos e iniciara un diálogo con la oposición en El Cairo.

Según el diario Al Thawra, Damasco expresó reservas sobre el plan. Un diplomático árabe basado en Beirut señaló que el régimen sirio insiste en que cualquier diálogo tenga lugar dentro de Siria y no en El Cairo.

Además, exige “el fin de la guerra mediática contra Siria” de televisiones como Al Jazeera o Al Arabiya y el cese del contrabando de armas de los países vecinos, como Líbano y Jordania, según el diplomático. Además, el régimen sirio cree que la retirada militar debilitaría su posición en las calles.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s