Ver fumar a los personajes de una película ¿incita a fumar a los adolescentes?

Mucho se ha escrito y hablado sobre el efecto de imitación que puede ejercer en los adolescentes el mostrar fumando, o encendiendo un pitillo, o apagándolo, a los personajes de una película. Un nuevo estudio aviva ahora el debate.

El equipo de Andrea Waylen, Sam Leary y Andrew Ness de la Universidad de Bristol en el Reino Unido, y sus colaboradores de la Escuela Médica del Dartmouth College en Estados Unidos, han llegado a la conclusión de que cuantas más películas que muestren fumando a los personajes vea un adolescente, mayores serán sus probabilidades de comenzar a fumar.

Estos científicos basan su conclusión en el análisis que han hecho de datos procedentes de una muestra de población de 5.166 jóvenes de 15 años de edad, a quienes se hizo un seguimiento posterior.

De entre los adolescentes analizados, quienes a los quince años de edad vieron la mayor cantidad de películas en las que se hacía ostentación del acto de fumar, tenían un aumento del 73 por ciento en sus probabilidades de probar el tabaco, en comparación con quienes a la misma edad habían visto la cantidad más baja de películas de esa clase. También eran casi un 50 por ciento más propensos a ser fumadores actuales que quienes menos expuestos estuvieron a dichas películas.

E incluso después de tener en cuenta la posible influencia sobre cada adolescente que quizá ejercían aquellos de sus amigos que fumaban y/o consumían alcohol, estos adolescentes eran aún un 32 por ciento más propensos a haber probado un cigarrillo.

Audrey Hepburn fumando en una de sus películas. (Foto: Wikimedia Commons)

La polémica está servida, sobre todo por la influencia que las conclusiones de este estudio pueden ejercer en los responsables de políticas tales como la calificación de películas por edades. De hecho, en el Reino Unido, el Centro de Estudios de Control del Tabaco quiere que a estas películas donde se muestra a gente fumando se les apliquen las mismas reglas estrictas aplicadas a las películas que muestran violencia y sexo, argumentando que se necesita proteger a los niños de imágenes potencialmente dañinas.

El tema es complejo, ya que, entre otras cosas, faltaría averiguar el grado de influencia de cada tipo de personaje fumador en un film. Si el único personaje que aparece fumando es el malo de la película, tal vez sea una imagen negativa sobre el fumar la que se transmita a la mayoría de espectadores adolescentes.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s